martes, 25 de octubre de 2011

CICLO Mr. ALLEN: 2. "BANANAS" (1971)

"Me encanta el yoga. Adoro las filosofías orientales, es metafísica y redundante, abortiva y repeléntica."


SINOPSIS. Fielding Mellish (Allen) es un torpe y tímido catador de productos, que, abandonado por su novia, la sensual y atractiva Nancy, decide cogerse unas vacaciones y pasarlas en la pequeña República de San Marcos. Pero lo único que consigue es verse envuelto en un sinfín de líos burocráticos en un país dominado por la guerrilla. Todo se complica aún más cuando, después de la conquista del poder por los guerrilleros, su líder se vuelve completamente loco. Tienen, pues, que tomar una decisión drástica: sustituir a su líder por Mellish con la esperanza de que él podrá salvar al país. Pero Mellish es secuestrado por el FBI, juzgado y acusado de subversión.


A FAVOR. "Bananas", de la que siempre me ha fascinado -ni que sea un algo- su fama al no ser ni mucho menos uno de sus mejores films (lo asocio siempre a lo sintético y recordable del título), contiene algunos gags dialécticos y ocurrencias verbales varias más recurrentes de Allen (sirva como rápido ejemplo lo de "Yo amo la lepra", en plena escena de ruptura, con cambio de plano a juego e inolvidable de por si). A sumar algún pasaje tan gratuito como risible y un metraje más ajustado que aquél jersey verde de la Novak. Y los títulos de crédito, por supueso y tremebundos: "Quieeeeero la noche quiero, quieeero la nocheee de amoool...".


EN CONTRA. Pues que, de alguna manera, representa un paso atrás desde "Toma el dinero...", donde teníamos un argumento conductor algo más sólido. Aquí se toma una idea de inicio (los alzamientos de guerrillas sesenteras en centro y sudamérica y la reacción de yanquilandia al respective) y la cosa se limita poco más que a ir empalmando sketches más propios de un espacio de comedia televisiva que de un largometraje. Y hay unos "botes" entre secuencias que es para correr a capones al montador, ya puestos.  


CONCLUSIÓN. Al generalizar encontramos que "Bananas" es un film, pese a lo anteriormente descrito, entretenido y, por momentos, bastante divertido. Pero no por ello debe de dejar uno en reparar en que la parte verbal supera en mucho a los gags visuales (con las contadas excepciones a mentar, claro, que el tipo este es un genio al fin y además llevaba mucha metralla en el cine cómico antes de empezar a firmar sus propios films). Así, en un plato de la balanza tenemos el mítico ya momento con la psiquiatra, el discurso del nuevo Presidente Expósito o, por ejemplo también, el diálogo tanto de la toma de contacto con la novieta, como el propio y ya mentado de la posterior ruptura (ambos al principio del film) . Y, por contra en el otro plato, cosas más bien casposillas y en forma de "baraturas" como el gag del arpista de armario, la cena con el Presidente, la compra de los 3000 bocatas o la instrucción guerrillera, entre otros, que le alejan del ingenio a presuponer y al que este tipo nos malacostumbrará con los años. A modo curiosidad, casi obligado ponerlo, recordar que este es el film donde vemos en el metro a "el potro italiano" en sus inicios bisoños. Me quedo, al hace bagaje final, con la primera frase de ésta "conclusión" en lo positivo pero pienso, humildemente, que quizá está algo sobrevalorada no ya en el largo opus del maestro miope sino desde ya, ciñéndonos a esos "alocados inicios" (los levemente ulteriores dormilones y Gruschenkos le dan, para mí, sopas con honda a las aventuras del Sr. Mellish lo que no está escrito).


GUZZTÓMETRO: 7/10

5 comentarios:

  1. Quizas la mas floja de su filmografia hasta Celebrity.

    Hace muchisimos años que no la reviso. Quizas encuentre cosas que en su dia no supe ver...

    ResponderEliminar
  2. Recuerdo reirme a carcajadas con esta peli, Allen me encanta, aunque no las he visto todas. Tienes razón en cuanto a lo del argumento, lo único que me mantenía pegado a la pantalla con este film era esperar el siguiente gag. Saludos Guzz.

    ResponderEliminar
  3. La verdad es que el primer Woody Allen en gracioso, pero muy flojo formamalmente. Muy lejos de logros tan dispares pero excelentes como "Zelig" o "Match Point".

    Saludos.

    ResponderEliminar
  4. Secundo la admiracion por Zeli del compañero Gonzalo. Siempre se me pasa nombrarla, pero creo que abrió muchas puertas al cine de Allen.

    Si señor.

    ResponderEliminar
  5. Mansion: particularmente soy bastante condescendiente -hasta las atesoro con cierto cariño exlusivo- con estas (3) primeras pelis y "bananas" para el caso (por eso de "primeras" precisamente) aunque, claro, "la magia estaba por llegar"...

    Chals: ya es eso, si. Una cosa no quita la otra y la primera vez que la ves te puedes descojonar bastante. El problemas con ésta, la de antes y, especialmente, la de después son las segundas visitas.

    Gonzalo: "Zelig" es la caña de España, si (coincidimos full), pero ya llegaremos... ¿Match Point?...Mmm, también llegaremos (me gusta, aclaro, pero ¿tiene el nivel para según qué cosas que se han escuchado o leído?). En fin, cada cosa a su tiempo que, total, llevo 2 de 40 y Mordor está tan lejos...

    Abrazos guzzeros y sinceras thanks por comentar.
    Sigue: Todo lo que...

    ResponderEliminar