domingo, 30 de octubre de 2011

STREET TRASH (1987)

SINOPSIS. Brooklyn, New York. En los bajos fondos de la ciudad, la violencia entre bandas callejeras es extremadamente salvaje. Dos hermanos luchan por liberarse del acoso de la banda del cruel Bronson que siembra el pánico en las calles. Junto a un grupo de renegados, intentan "limpiar" su territorio. Pero un mortífero y devastador nuevo enemigo les acecha: una fuerza energética capaz de deshacer a sus víctimas en segundos...



A FAVOR. Ví esta peli en algún momento de los últimos 80's o de los primeros 90's, en plena adolescencia, con una fumada que ni los Wailers de vacaciones y en comándita con unos coleguillas en un estado parecido o peor. El descojone absoluto (sin duda) si se supedita a ese tipo de contexto y similares, en caso contrario... esto es lo que parece, si. Perfecta para hacer programa doble con los "Killer klowns" e irte, inmediatamente después, un par de años a vivir a una cueva del monte para recapacitar... o a la mierda directamente si se prefiere.



EN CONTRA. No sé ni por dónde empezar.



CONCLUSIÓN. Majadería de serie doble Z, más que B (aunque yo le pondría más bien CH, por lo chunga que puede llegar a ser la hija de puta). No negaré que el argumento o hilo conductor sea original: unos vagabundos compran un licor de baratillo que, al ser ingerido, les hace explotar en un dispendio multicolor de látex y blandiblub. O, incluso, que haya alguna escena que te partes la caja de cambios cosa mala (a destacar esa en que uno de los vagabundos ve un agujero en una valla, se saca el cimbrel para introducirlo en el susodicho agujero, empieza a miccionar, al otro lado de la valla hay otro vagabundo, se la agarra, se la arranca de cuajo y, ojo, se la empiezan a pasar entre otros varios vagabundos mientras el primero de ellos -el meón- corre persiguiéndola de uno a otro con las manos en la zona de incertidumbre... Puro Rosebud, vaya). Pero al fin, obvio, esto es sumamente malo. Nada de "qué freakie", es mala y horrible de cojones (os lo prometo). Te darán ganas, como espectador, de hacerte con un botellín del licor ese con tal de que se acabe el sufrimiento de una maldita puta vez.



GUZZTÓMETRO: 1/10 (con algún tipo de intoxicación mejora mucho -doy fe- pero, se admite, eso es perfectamente válido hasta para con la carta de ajuste de intereconomia... Así que resumiendo y por última vez: manténganse alejados por el amor de todo lo sagrado y lo que no !)

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada